DERROTEMOS LA PERSECUCIÓN POLÍTICA

El actual decanato de Facultad se construyó en base a la ilegitimidad: la violación de mandato de la agrupación “espacio estudiantil” y la maniobra ñoqui. Ahora para mantenerse necesita de más ilegitimidad: PERSECUCIÓN POLÍTICA.

La PERSECUCIÓN POLÍTICA no comienza ahora en nuestra Facultad, constituye una práctica que la agrupación docente Participación Igualdad y Cambio viene llevando adelante hace bastante tiempo. Esa agrupación es la que actualmente usurpa el decanato de la Facultad, pero fue la que en el período 2002–2004 montó una persecución contra el docente de Filosofía de la Historia, arremetiendo contra la representación estudiantil en Consejo que manifestaba la oposición de los estudiantes de la Licenciatura en Ciencias Históricas. En aquel momento fracasaron, todavía no contaban con las fuerzas suficientes. Pero ya desde el año 2003 contaban con el respaldo cómplice de la UPE (antecedente del espacio estudiantil) que calumniaba impunemente a nuestra compañera Iara Zinola en el Consejo de Facultad.

En el año 2004 la agrupación docente Participación Igualdad y Cambio propuso públicamente, en la cartelera del Orden Docente, censurar la intervención de nuestro compañero consejero estudiantil Adrián Gómez, porque promovía la posición de los estudiantes respecto del docente de Filosofía de la Historia. Persecución y difamación pública son prácticas políticas corrientes de esa agrupación docente que conduce actualmente FHCE.

Eufóricos con el decanato en sus manos, el Espacio Estudiantil, a través de Gonzalo Ciganda y Cesar Gramajo, pretendieron levantar una calumnia y un juicio sumario contra nuestro compañero José López en mayo y nuevamente fracasaron al ser desenmascarados en la FEUU en el mes de junio.

La PERSECUCIÓN POLÍTICA continúa en agosto, cuando el bloque corporativo que conforma una mayoría ilegítima por encima de la autonomía de los diferentes órdenes en el Consejo de Facultad, reduce injustamente el período estatutario del Docente de Teoría Literaria Nicteroy Nazareth Argañaraz.

En setiembre resurge la inquisición de esta mayoría ilegítima y corporativa contra el profesor de Introducción a la Universidad Francisco Sanguiñedo, quien tenía informes favorables de las comisiones de Enseñanza e Investigación Científica. Su trabajo de investigación en la UPPU fue declarado de interés por la Asamblea de Estudiantes y sin embargo una vez más silenciaron la voz de los estudiantes en el Consejo y sin criterio lógico fue eliminado de la plantilla docente. Su “crimen” fue el de defender consecuentemente la gratuidad, la autonomía, el cogobierno de la enseñanza universitaria y representar en el Consejo de Facultad a la lista minoritaria de los docentes.

En este marco, el consejero de egresados Edgardo Pérez, agredió cobardemente por la espalda a nuestro compañero consejero estudiantil Rodrigo García Castillo. Frente a este suceso de agresión física, el bloque mayoritario del Consejo de la Facultad procede injustamente desconociendo una resolución de la Asamblea de Estudiantes que denunciaba los hechos y declaraba persona non grata a Edgardo Pérez. El Decano dispuso una investigación administrativa, que fue avalada por la mayoría corporativa, poniendo en pie de igualdad a agresor y agredido como objetos de una misma investigación.

El pasado miércoles 25 de octubre, con la impunidad que le otorgan sus protectores en el decanato, la agrupación “espacio estudiantil” levantó cobardemente una ‘‘denuncia’’ contra nuestra compañera Iara Zinola en el Consejo de Facultad, luego que los demás representantes estudiantiles se habían retirado del mismo para participar de las elecciones gremiales de la FEUU en nuestro Centro de Estudiantes.

Nuevamente el “denunciante” es Gonzalo Ciganda, a través del consejero estudiantil Lucas Daveña quien integra el cuerpo del Consejo, a pesar de que una Asamblea General, órgano máximo de nuestro Centro de Estudiantes le pidió la renuncia a todos los cargos de cogobierno por violación de la resolución gremial en la elección de Decano.

Ante esta farsa el bloque corporativo y públicamente reconocido del Consejo de Facultad, continúa con las prácticas de PERSECUCIÓN POLÍTICA, conformando una comisión para investigar la “denuncia” de la agrupación “espacio estudiantil” contra nuestra compañera.

Para desenmascarar y derrotar nuevamente las provocaciones y la PERSECUCIÓN POLÍTICA de la conducción ilegítima de la Facultad, convocamos a todos los estudiantes a asistir a la asamblea del CEHCE a realizarse el próximo martes 14 de noviembre a las 19:00 horas en el salón de actos.